Discalculia: Síntomas de alerta

Discalculia síntomas y signos de alerta

Las dificultades en la adquisición de las competencias matemáticas a lo largo de toda la etapa escolar son muy frecuentes y motivo de consulta profesional. En algunas ocasiones la problemática va más allá de una simple dificultad en el aprendizaje de las matemáticas y  nos encontramos con la presencia de un trastorno con entidad propia como la Discalculia.

Estos son los siguientes signos de alerta que nos pueden indicar la presencia de este trastorno:


Una pobre conciencia de número:
El niño presenta dificultades a la hora de establecer una correspondencia entre el símbolo numérico y la cantidad que representa.
Fallos en la lectura, reconocimiento y escritura de números y símbolos matemáticos.
Aparecen confusiones a la hora de leer y escribir correctamente los números. En primeras etapas se observan inversiones en en el grafismo. Es decir, los escriben al revés. También presentan errores a la hora de reconocer y asociar los simbolos matemáticos                 ( + , -, X, = , etc.) con las diferentes operaciones que representan.

Déficit en el concepto de proporciones y cantidades.

Suelen existir problemas a la hora de clasificar según las categorías de más grande, más pequeño, más cantidad o menor cantidad. Saber si un número es mayor o menor que otro.
Fallos en el posicionamiento y realización de series numéricas.
2 4 5 6 7 9 8 10 11 12 13 15 14 16
Ordenar los números y saber cual es su correcta posición. (14 va antes que 15).

Dificultades en la automatización del conteo y las operaciones aritméticas básicas.
Es muy común observar a niños utilizar siempre los dedos para contar y para realizar cualquier operación ( suma o resta ) por muy sencilla que parezca. 3+1 o 5-1. La falta de fluidez se aprecia en prácticamente todas las tareas matemáticas. Su cálculo mental es claramente deficiente y son incapaces de contar para atrás en diferentes secuencias. P ej ( de 2 en 2 para atrás desde 20).
Desempeño en matemáticas muy pobre en comparación con las demás asignaturas.
Pueden ser niños que tienen un rendimiento satisfactorio en todas las demás materias escolares, presentando un cociente intelectual dentro de la normalidad.

Oscilaciones en el rendimiento
Su rendimiento puede ser como el de una montaña rusa. Una semana parece que han asimilado los conceptos y son capaces de realizar los ejercicios correctamente y luego en los controles parece que lo han olvidado todo por completo.

Rechazo a realizar cualquier tipo de actividad que implique el uso de las matemáticas. Baja Autoestima
Ya en edades tempranas se observa una escasa motivación y rechazo por todas las tareas escolares

Otras dificultades que pueden ir asociadas:
Son comunes los problemas con el reconocimiento de las horas en relojes analógicos, la orientación temporal y en la planificación; además de olvidos frecuentesolares que impliquen la práctica y el uso de las matemáticas.

Más adelante, en el segundo ciclo de educación primaria van surgiendo otras dificultades:

Incapacidad para aprender las tablas de multiplicar

Un dia parece que las saben, y otro se quedan en blanco y son incapaces de recordarlas.

Dificultad para realizar estimaciones:
Les resulta complicado estimar el resultado que va a derivar de un cálculo.
Si va a ser un resultado mayor o menor dependiendo de la operación tengan que realizar.
Es por eso que a veces les cuesta escoger entre una determinada operación básica. ( sumar, restar, multiplicar, dividir) para resolver un problema.

Manejo de las unidades de tiempo, longitud, peso, volumen, etc..

El déficit inicial en las cantidades y proporciones tiene su paralelismo más adelante en los problemas para asimilar estos conceptos que implican magnitudes.

Problemas para pasar de un pensamiento concreto a otro más abstracto, que utilice símbolos .
El niño tiene problemas para operar con símbolos que están alejados de aquello que representan en realidad y tienen un sentido totalmente arbitrario. Las ecuaciones les entrañan una dificultad enorme.
Planificación deficiente e incapacidad para seguir instrucciones y pasos. Pensamiento rígido e inflexible.
Cuentan con pocas habilidades para escoger, ordenar y seguir la secuencia de pasos necesarios para resolver un problema o un tipo de cálculo. Se caracterizan por utilizar un tipo de pensamiento muy rígido, basado en la incapacidad para escoger la estrategia adecuada para resolver un problema y luego ser capaz de cambiar por otra si ésta no ha funcionado.

 

 

 

 

Artículos relacionados:

Comentarios

Comentarios

Leave a Reply